mércores, 29 de agosto de 2012

Artículo publicado hoy 29/08/2012 en "Faro de Vigo"


Unas bicicletas vienen, las otras se van


A falta de novedades de última hora por parte del Concello, el servicio de préstamo de bicicletas "Vaibike!" se despide solo un día después del paso de la Vuelta por Vilagarcía
Después de tres años de funcionamiento, el servicio público de préstamo de bicicletas, "Vaibike!", echa el telón el próximo viernes. Justo un día antes, mañana, la Vuelta a España regresa a Vilagarcía, en donde se celebrará la salida de la duodécima etapa. El Concello guarda silencio al respecto de la posibilidad de mantener, aunque sea de forma más limitada, el "Vaibike!", algo que reclama en pleno la oposición y la asociación Arousa en bici, que acusa al alcalde, Tomás Fole, de "dejar abandonado poco a poco" este servicio pese a su promesa de potenciar la movilidad en la ciudad.
DAMIÁN PEREIRA – VILAGARCÍA:
En muchas ocasiones se acusa a los políticos de ser oportunistas. En el caso del cese del "Vaibike!" es justo al revés. Y es que el servicio de préstamo de bicicletas del Concello está previsto que deje de funcionar el próximo viernes, justo un día después del paso de la Vuelta Ciclista a España por territorio vilagarciano. Sin duda, un momento poco oportuno para la despedida de este programa que lleva funcionando tres años.
A las quejas de los partidos de la oposición, se suman ahora las de la asociación Arousa en bici, que critica al gobierno local por haber "permitido el abandono poco a poco de un servicio público que estaba funcionando muy bien". Así lo afirman el presidente, Emilio González, y el tesorero, Francisco Cuba. Ambos no dudan en señalar que la política municipal ha llevado a la atrofia a este servicio que "ha sido declarado un referente a nivel gallego por el número de usuarios por habitante",asegura el presidente de Arousa en bici. Según los datos del Concello, el "Vaibike!" llegó a sumar 2.993 usuarios en sus mejores días, a los que habría que sumarle una importante lista de espera por la gran demanda.
Actualmente todavía hay 600 usuarios registrados que pagan una anualidad de 12 euros por disponer de este servicio. "Les propusimos poner publicidad en las bicis, subir el precio, que es ridículo, abrir el programa a los turistas, que acaban alquilando bicis al no poder hacerse la tarjeta de usuario. Incluso les pedimos que firmasen algún acuerdo de colaboración con el Puerto o la Diputación", argumenta Francisco Cuba, que opina que "al final todas estas ideas se quedaron en nada". Esa es la conclusión a la que ha llegado la asociación después de varias reuniones con el alcalde y, más recientemente, con los concejales Manuel Tarrío y Benito "Cholo" Dorgambide.
Este "abandono" se contempla según González y Cuba en aspectos como "el deterioro de las bicicletas, que cuando se estropean no las reparan" o en que "cuando hubo algún boicot al servicio no se castigó suficientemente a los infractores".
Consultado el gobierno local por este medio, no hubo respuesta alguna a qué sucederá con el servicio de préstamo de bicicletas a partir del 1 de septiembre, día en que la concesión a la empresa Tuimil ya habrá expirado.
El BNG, que ideó este programa cuando formaba parte del anterior gobierno vilagarciano, ha dedicado los últimos días a recoger firmas para mantener el "Vaibike!", esgrimiendo que "aunque no genere beneficios a las arcas municipales, se trata de un servicio público" y, por tanto, "no debe primar el beneficio sobre la utilidad que ofrece". La misma filosofía la comparten EU y PSOE, que apoyaron en el Pleno la iniciativa nacionalista. Los datos municipales hablan de un coste anual de 60.00 euros para un beneficio de 3.000.
Los planes de movilidad están "paralizados" Emilio González y Francisco Cuba lamentan que el alcalde "dijera durante la campaña electoral que todo lo que le proponíamos le parecía bien y ahora no se haya hecho nada". Se quejan especialmente de la "paralización" de los planes de movilidad diseñados por la Xunta de Galicia y el anterior gobierno local, el cual los directivos de Arousa en bici calificaban de "ambicioso". "Era un proyecto interesante y estaba muy avanzado. Ahora está todo en el aire", afirma Emilio González. La esencia del plan municipal era mejorar las infraestructuras para potenciar el transporte no contaminante. "Se habían proyectado zonas de uso compartido para ciclistas y peatones, carril bus por los que podrían circular también las bicicletas, señalizar los espacios habilitados para tal fin. Algunas cosas eran simplemente pintar o colocar la señal, pero no se hizo nada", critica Francisco Cuba.